Feng Shui: Año nuevo, decoración nueva

Publicado el 01/10/19 30 2019

¿Sabías que las energías tienen mucho que ver con lo que sucede en tu vida?  Quizá alguna vez has sentido que hay lugares que te invitan a quedarte, mientras que otros, sin saber por qué, te dan ganas de salir corriendo. Todo esto tiene que ver con la energía que circula allí, densa o fresca...

Inicia bien tu año, redecorando tus espacios según el Feng Shui. Como primer paso te recomendamos utilizar una brújula para hacer una lectura precisa de los puntos cardinales de tu hogar y así saber cómo ubicar los objetos en tu entorno. Cuando la uses no lleves elementos de metal como relojes, anillos o pulseras y aléjate de aparatos electrónicos para no alterar su medición. ¡Empecemos!

Hora de hacer cambios...

A la hora de decorar tu casa no te sientas presionado por exhibir objetos que te han obsequiado o heredado solo por quedar bien con esas personas, en lugar de ello, utiliza aquellos que son de tu completo agrado y has adquirido por cuenta propia.

 

 

Los espacios bien iluminados te ayudan a subir tu energía. Quienes viven en espacios con poca luz tienden a que baje su estado de ánimo, y sientan tristeza, pereza o lentitud para vivir su día a día e iniciar proyectos.

 

 

No poner ni encender velas o varitas de incienso en la zona noreste y suroeste de la casa. En el 2019 se debe tener especial cuidado porque la energía que atrae enfermedades y accidentes, especialmente musculares y de huesos, estará en la zona noroeste. Por otro lado, la energía más pesada del año, que atrae pérdidas de paz, de salud, de amigos, de familiares y económicas, estará en la zona suroeste.

 

 

A las personas que han tenido problemas de salud, cansancio o agotamiento y quieren borrar las energías negativas que las rodearon, se les recomienda trapear la casa con agua y vinagre. A un litro de agua agregue menos de la mitad de vinagre. Si el piso tiene tapete, esparza esta mezcla con una botella con atomizador.

 

 

Si te gustan las plantas, cerciórate de que estén frondosas y bien cuidadas porque estas simbolizan la energía de la expansión y el crecimiento.

 

 

Mantén tu cama bien tendida, el clóset y la mesa de noche en orden. No dejes libros, revistas ni ropa en el piso.  Cuanto más sencilla sea tu habitación, tendrás un sueño más reparador. No decores tu habitación con cuadros que tengan el elemento agua (ríos, cascadas o mar), porque esto invita a la improductividad y puedes tener la sensación de que no te alcanza el tiempo o el dinero.

 

 

¡Bien!, ahora que conoces más acerca del Feng Shui, llenar tu hogar de energía positiva y armónica no se convertirá en un problema. ¡Manos a la obra!